¡Hagamos Travesuras! Creativos&Medios Weblog, Editor Maynor Cruz


Sobre el ‘personal branding’ y demás pamplinas
agosto 2, 2018, 7:14 am
Filed under: negocios con baja inversión, Negocios y Marketing, Tendencias, Viral | Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,
gianlucavacchi

Gian Luca Vacchi

BorisBork

Boris Bork

Tom Peters empezó una tendencia cuando publicó “The Brand Called You” en la revista Fast Company de 1997, en el que afirmaba: “Nuestro trabajo más importante es ser el director comercial de una marca llamada como Tú”.

En la actualidad el personal branding es una idea que vende millones de libros de autoayuda y alimenta a miles de Executive-coaches. Los promotores del concepto sostienen que las personas, al igual que los productos, ser exitosos deben diseñar y comunicar una imagen pública para diferenciarse de otros.

A finales de los noventa Peters afirmaba que las redes de amigos, colegas y clientes serían los mejores vehículos para dar a conocer nuestra personalidad pública; sin embargo, hoy las nuevas tecnologías llevan a otro nivel la facilidad de la autopromoción. Al extremo que surge un nuevo tipo de celebridad que desplaza a los famosos tradicionales del cine y la televisión. Personas comunes que utilizan las redes para darse a conocer como el italiano millonario Gianluca Vacchi, quien construyó su marca personal a través de selfies y videos coreografiados junto a lindas chicas. Se estima que un post de Vacchi equivale a quince millones de reproducciones.

Inspirado en la penetración de Vacchi, un consultor de marketing moscovita llamado Roman Zaripov, se propuso erigir su propia estrella de las redes sociales. Así que persuadió un jubilado llamado Boris Kudryashov para convertirse en el protagonista de un experimento social que emulara lo realizado por Vacchi. Rebautizado como Boris Bork, el veterano irrumpió en el ciberespacio con gran personalidad y contenidos “casuales” y atractivos. En poco tiempo alcanzó 27,000 seguidores. Al hacer públicas las conclusiones de su experimento, Zaripov declaró: “Me sorprende como con apenas US$ 800 gastados en dos meses, pude lograr que decenas de miles de personas adultas creyeran en un personaje inexistente”.

No hay duda que las herramientas del marketing pueden servir para posicionar una marca personal; de hecho ha funcionado para cientos de miles de políticos en campaña, aunque luego en el poder, decepcionen al manifestar su verdadero yo. Pero hay algo del personal branding que no suena bien: la personalidad no se puede diseñarse artificialmente tal como se hace con una mercancía tonta.

Ser uno mismo es algo profundo porque implica reconocer que no somos perfectos, sino susceptibles al cambio y por eso la sola auto imagen no puede sustituir al mérito ganado con esfuerzo, autodisciplina, renuncia y sacrificio. El mundo virtual deja poco margen para la responsabilidad que se adquiere al relacionarse con el otro. Quizá eso tenía en mente el papa Benedicto cuando motivó a los jóvenes para que en su anhelo de establecer amistades acepten “el desafío de ser auténticos, fieles a sí mismos, sin ceder a la ilusión de construir artificialmente el propio perfil público”.

En todo caso, ni las personas ni los productos están extensos de pagar las consecuencias de sobre-prometer o lo que es peor, ofrecer lo que no se puede cumplir. Un perfil público podrá conceptualizarse y diseñarse con la mayor destreza para impactar en las redes sociales o en una hoja de vida, pero si el solicitante no posee las competencias que demanda el puesto, aunque consiga el trabajo, estará de “patitas a la calle” en el momento que su realidad lo alcance. No hay atajos en el mundo real.

Entonces, ¿cómo definir un perfil público exitoso? La mejor respuesta de mercadeo personal la dio Oscar Wild, 100 años antes del  “personal branding”, cuando simplemente aconsejó: “Sé tú mismo; todo lo demás ya está tomado.”

adult chill computer connection

Photo by rawpixel.com on Pexels.com

Hagamos Travesuras es una iniciativa de Creativos&Medios para incentivar mejores prácticas de comunicación y marketing en Guatemala. Escrito por Maynor Cruz Batres.

Anuncios


Imagen corporativa de la nueva marca de coffee shop en Guatemala: La Tazona

IMG_0551

La Tazona Coffee shop

La Tazona edificio Reforma 10.jpg

Vasos de La Tazona. jpg

El negocio había crecido bajo la marca Coffee Break, pero su junta directiva decidió que era momento de un cambio, y nos pideron un rediseño.

El equipo de Creativos&Medios trabajó ofreció primero una consultoría para identificar un posicionamiento competitivo en el mercado. Luego, llegó el turno del namming y se definió que la nueva marca se bautizaría como La Tazona.

El departamento creativo liderado por Ana Isabel Passarelli creó la nueva imagen. El diseño abarcó todos los aspectos de diseño gráfico y decoración de las tiendas.

El cliente por su lado implementó una serie de cambios de fondo, los cuales incluyen nuevos productos, un nuevo menú y servicios innovadores.

Estamos muy contentos con los primeros resultados implementados en la tienda del edificio Reforma 10.



“Las ideas dictan todo, tienes que ser fiel a eso, o estás muerto”. —David Lynch.

Frase de agosto 2015:

“Las ideas dictan todo, tienes que ser fiel a eso, o estás muerto”. —David Lynch.